jueves, 14 de octubre de 2010

DESPRESTIGIANDO AL GREMIO
MAGÚ, EN LA JORNADA


Ese presidente chileno, Sebastían Piñera, no se mide.

Desde el principio de la tragedia estuvo a la boca de la mina y decidió gastar 20 millones de dólares para sacar a los mineros de la profundidad del socavón.

Y eso que es de derecha, de los persinados, de los que les da asquito acercarse a los pobres, que sin duda deben ser todos unos piojosos...

Pero este Piñera, ya lo vimos, se cuece aparte.

5 comentarios:

Zed dijo...

A decir verdad, nunca se podrá comparar lo de Pasta de Conchos con lo de Chile.

Vamos... en Chile, al gobierno y a la iniciativa privada sí le importaron los trabajadores.

entropia dijo...

Acá les hubieran salido con la frase aquella de " los sacamos ,pero de a gratis ni madres"

Rafael dijo...

Muy buen cartón Máster!

Lo malo es esa realidad triste que vivimos acá en México, y que por lo visto no quiere irse de nuestras vidas, no s'olo es lo de los mineros, es una forma de tratar los problemas y soluciones.

estadia dijo...

¿Cuánto vale una vida humana?, ¿Cuánto valió la de cada uno de los mineros?, ¿Cuánto vale la vida de Diego Fernández de Ceballos?

Aira dijo...

No, Fox hubiera dicho: Nosotros los hubiéramos sacado en 15 minutos, o;

-Para qué los sacamos, que se queden allá abajo, porque acá arribita la vida es di una infelicidáaa...-

Mientras tanto, el minero bígamo ha jurado a su esposa que hace más de dos meses que no ve a su novia amante.
La esposa, toda enojada le recriminaba al disoluto esposo y él simplemente dijo: ¡Trágame, tierra!